Consejos para la piel TRAS el afeitado

Son los cuidados tras el afeitado, pero en realidad es la segunda parte del “durante el afeitado”, ya que no has salido del proceso. Por eso, aquí tienes todos los consejos, igual de importantes que los vistos en otros temas de afeitado, ya que tan importante es empezar como acabar (o incluso más en este caso concreto).

Lavado de la cara. Lava bien pero brevemente todas las zonas con agua fría al final del afeitado. Si necesitas darte un repaso, puedes volver a lavarte, pero mucho menos. Ten en cuenta que cuantas menos lavadas tras el afeitado menos agresivo será porque resecará menos la piel.

Secado a golpes. Tras el lavado y de forma firme, suave, a golpecidos y pausadamente contra la toalla, expulsando aire caliente por la boca a la vez, que calma la piel. No es rápido, sino manteniendo una pequeña pausa con la toalla que es cuando expulsas el aire.

El repaso final. Después del corte principal y del lavado, podrías ver necesario repasar algunas zonas de la cara. No debería tomarte más de unos minutos, así evitaras que la piel se reseque y que, después de un hipotético segundo lavado, se reseque todavía más. Evidentemente, si tienes heridas, todo se complica, así que cuanto menos estés molestándolas con el afeitado (que si repaso, que si lavado, que si espuma, que si me tiro mucho tiempo…), menos sufrirán.

Producto para la piel tras el afeitado o no. Están el alcohol, la colonia y la loción para el afeitado, por ejemplo. Yo he probado tanto con el alcohol como con la colonia durante un tiempo, y he llegado a la conclusión de que mi piel está mucho mejor sin nada, es decir, la crema hidratante directamente y punto. Solamente seguiría usando el alcohol pero no de costumbre, sino sobre alguna zona concreta de la boca si la tuviera irritada y acto seguido crema hidratante.

Aplicar un poquitin de crema con masaje. Siguiendo las pautas comentadas en los temas sobre crema hidratante, aplicar un poco de crema. Es posible que dada la sensibilidad con la que ha quedado la cara, pasados 5 minutos necesites repetir el proceso hidratante de nuevo. Pues no pasa nada, hazlo y si es necesario al rato vuelve a repetirlo una vez más, hasta que te quites la incomodidad o molestia. No deberías necesitar más de esas 3 micro hidrataciones. Aplica con un masaje.

Evita comer y beber inmediatamente tras el afeitado. Te recomiendo que esperes al menos hasta que cualquier molestia haya desaparecido, como si no te hubieras afeitado.

Evita que exponerte a cambios meteorológicos bruscos. Como lluvia, nieve o mucho calor que te haga sudar.

Evitar salir de casa inmediatamente. Igual que más arriba, te recomiendo que esperes al menos hasta que cualquier molestia haya desaparecido. Pon el caso de que vas con prisa, te micro hidratas una vez y sales de casa, y a los 5 minutos, aunque sobrevives dices “vaya, se me ha quedado la piel seca, que incomodidad” y te tienes que aguantar. Por eso…

Evita afeitarte con prisas. Siempre con tiempo y tranquilamente, igual que con la ducha. Así también evitarás cortes, repasos y que lo hagas mal en general.