Más formas de hidratarse desde dentro

Otra forma de tomar el agua, y así, de hidratarse por dentro, es a través de alimentos que contienen agua o que se toman con agua, recibiendo así los beneficios que estos tienen. Es como matar por pájaros de un tiro.

Así, recibimos agua muy convenientemente de las infusiones, como el té; de las sopas (de pasta, cereales, legumbres…) que además se suelen hacer con algo de verdura, hortalizas e incluso carne para darle sabor, es por eso que este caldo suele ser muy nutritivo, especialmente para los niños, que obtienen de él todos los beneficios que han soltado los ingredientes de la cocción cuando no hay manera de que estos se los coman por separado o al natural, ya que es muy común encontrarse con niños que no ingieren nada o casi nada de verduras y hortalizas durante su infancia; y por ejemplo, a través de las frutas, caso parecido porque muchos no comen fruta, y nos sorprenderíamos de saber cuántos.

No creo que sea casualidad que el agua se encuentre en mayor abundancia en estos alimentos que son especialmente buenos para la salud, como las verduras y las frutas.
Realmente hay gente que todavía no ha empezado a tomar estos hábitos sanos, pero es que yo mismo hasta hace unos años no los practicaba por propia voluntad (y no precisamente porque mi familia no lo hubiera intentado), así que todo es empezar e interesarse, y más cuando tenemos alguna enfermedad.